“Roma es la ciudad que crea el lujo… y del lujo, inevitablemente, surge la codicia; la codicia engendra violencia, y de la violencia proliferan todas las clases de crímenes e inequidades”.

Cicerón